jueves, 8 de octubre de 2015

Pintura abstracta

Cañerías rotas con pasado incandescente
se reparten las medallas de payasos exigentes
sin nombrar a ciencia cierta el humo que aquí encerrado
desayuna cada tarde sudores anestesiados

Una pluma del estanque de algún pato asilvestrado
firma con gran talante en el lomo de algún vaso
algún tratado que ordena que se ordene este fracaso
mientras se caen en barrena los seres humanos

El reloj del unicornio tiene retraso mental
y de tanto dar las horas se ha quedado mueble bar
charla con gran desatino con una estatua de barro
creyendo ver a lo lejos a su jefe con un carro

En el lienzo reluciente anda tó mezclado
el marco más indecente se siente atrapado
titanluxes sin destino posan abrazados
y los ojos que los miran están mutilados